LÍNEAS DE PRODUCTO

SITIOS

EVENTOS

« Noviembre 2017 »
LunMarMieJueVieSabDom
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930 
Volver

Confirmación de embarazo

TU CUERPO DA SEÑALES

Si la menstruación no llega en el período que lo hace habitualmente, si tus mamas están hinchadas y/o doloridas, si tenés que ir con mucha frecuencia al baño, si notás cambios en tu humor y en tu apetito, si al levantarte por la mañana tenés nauseas, vómitos o un malestar sin razón, puede ser que tu cuerpo te esté avisando de un posible embarazo. Ante cualquier duda consultá a tu médico.

ETAPAS DEL EMBARAZO

Primer Trimestre
Durante este trimestre se produce la organogénesis, es decir, se forman el cuerpo del bebé, la cabeza, los miembros y todos los órganos internos. Por tal motivo es importante que en este período la mamá no reciba fármacos (salvo por indicación médica) ni se exponga a otros factores de riesgo. El médico realizará diferentes análisis y ecografías para asegurarse que tanto la mamá como el bebé estén bien.

1er mes: empiezan a formarse los brazos, las piernas, el sistema digestivo, y el hígado comienza a funcionar. Al final de este mes el embrión medirá aproximadamente unos 4 a 5 milímetros y su corazón se nota prominente.

2do mes: las piernas y brazos van creciendo y en sus extremos aparecen pequeños "botones" que luego se transformarán en sus delicados deditos. Se forman todos los órganos, incluso el cerebro y el tórax se separa del abdomen. En ecografías ya se puede ver la actividad del corazón del bebé.

3er mes: sus órganos terminan de formarse y el embrión adquiere el tamaño aproximado de una ciruela. La cabeza se halla inclinada hacia delante. Los huesos empiezan a crecer. Las costillas y la columna aun son blandas, se endurecerán más tarde. Los párpados todavía están sellados sobre los ojos que recién ahora se están desarrollando. La nariz ya está formada pero los orificios nasales están obstruidos por la piel. Los dedos de las manos y de los pies tienen uñas blandas.

Segundo Trimestre
Su cabeza es más grande en relación al resto del cuerpo. El pelo le empieza a crecer. La piel se va engrosando. Las pestañas y las uñas están en pleno crecimiento. Comienza a moverse y la mamá ya puede sentir la típicas "pataditas".
Al final del trimestre puede abrir los párpados. El bebé puede escuchar los latidos de tu corazón. Y vos podés escuchar los de él, en el consultorio del médico mediante un aparato llamado Doppler. A veces, durante una ecografía, se lo puede ver chupándose el dedo. Al final de este trimestre medirá aproximadamente 22 centímetros y pesará uno 630 gramos.

Tercer trimestre
En el último trimestre el bebé crece aceleradamente. Sus pulmones van madurando y se preparan para el día del nacimiento.
Los ojos se abren. Puede sentir y responder a los cambios de la luz, al dolor y al sonido. Los testículos de los varones descienden desde su abdomen. Se desarrollan las papilas gustativas. El bebé puede tener hipo, llorar, saborear cosas dulces y ácidas. A medida que va creciendo, sus movimientos disminuyen porque el espacio del útero es cada vez más limitado. Muy pronto será la hora de salir a conocer el mundo. El bebé se ubica debajo de la pelvis mediante un proceso llamado de "aligeramiento". Esto te permite respirar más fácilmente.
Luego comenzará a descender un poco más hacia el cuello del útero, ubicándose generalmente cabeza abajo.
Tu sistema digestivo funciona más lento. Esto puede causarte constipación y acidez de estómago. Habrá ciertos olores que no tolerarás, al igual que algunas comidas. Las mamás que lleguen a tener vómitos o presión arterial baja podrán solucionarlo con medicación especial que no hace daño al bebé. En estos casos, siempre hay que consultar al médico.

Consejos útiles
El aumento del tamaño y peso uterino te harán caminar inclinada hacia atrás. Usando zapatos de taco bajo evitarás dolores de cintura y columna. Estar mucho tiempo de pie, trae dolor de espalda y lumbalgia. Es conveniente que te sientes para descansar el peso de la panza. Al ir aumentando el tamaño del útero, se altera el sistema vascular por compresión. Esto provoca hinchazón en las piernas y en algunos casos puede causar várices. Por eso es recomendable no estar mucho tiempo de pie. Cuando te recuestes, mantené tus piernas más alto que el resto del cuerpo y en lo posible dormí de costado. Así se aliviarán las molestias.
Si ya tenías várices antes del embarazo, consultá con tu médico para que pueda prevenir su aumento o nuevas apariciones. A medida que el útero crece, irá comprimiendo la vejiga. Por eso las embarazadas deben ir continuamente al baño.

Buscar medicamento

Por Letra: A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z